lunes, 4 de enero de 2010

CUCHILLO


    (El imperio de los sentidos/Nagisa Oshima)



        • Manos y rostros débiles. Solitarios claroscuros. Diluir cada una de sus orillas estruendosas. Diluir el ruido. Sondear la ansiedad. Este miedo es la semilla de un sabor oscuro.

        • Las ventanas parecen resistir la luz, el aire. Instantáneas y oleajes. Seco restallar de los gritos.

        • Afuera está encadenada. Voz que me estorba dentro. La luz en las grietas.

        • Sugerirlo al vacío. Desintegrarse de hambre. Ir. Irse de todas las direcciones. Arrojarse por la ventana.

        • Gotean las esquinas. Romper la hoja de luz intensa. La música da inicio.

        • Pies doblados sobre sí mismos. Volver a casa. Volver a esa crisálida transparente.

        • Mínimo asomo de luz y oscuridad. No llegar a las puertas. Las salidas paso a paso retroceden. Sobre la cama, un cuerpo disecándose.

        • Viajar previo el insomnio. Viajar en la garganta seca y torcida de la vida.




        1 comentario:

        MarianoCantoral dijo...

        "Volver a casa. Volver a esa crisálida transparente".

        De regreso para aparcar en el silencio.