viernes, 9 de abril de 2010

TAN LEJOS Y DE VIEJO

(Pink Flamingos/John Waters)


Es triste que un escritor muera tan lejos y de viejo. Ver a la mañana siguiente su foto en la prensa: calvo y quieto, fijo hacia la cámara. Tiene condecoraciones, una banda atravesándole el pecho y , como telón de fondo, La Real Academia en plenaria. Seguramente el flash de la cámara lo sorprendió (aunque ya estaba acostumbrado) y las lucecitas le quedaron fijas por unos minutos en sus retinas. Ríe con descrédito y cansadamente, está lejos, muy lejos. Estar vivo y citado por un diccionario debe ser escalofriante, estar en esa circunstancia de honor previo a la muerte. Pienso: a mí nada me mata, debe ser amargo morir de viejo o de escritor, qué insípido no hallar contradicciones, no tener con quien platicar, no ser subestimado por los torpes, tener que ser económico en los elogios y moderado en las críticas, estar dentro pero fuera, morir de pie como un monumento.

1 comentario:

MBI dijo...

He encontrado tu blog buscando una imagen de Angela Bulloch y me ha encantaaaado!!!!
Coloco link.